sábado, 12 de marzo de 2011

EL AGUA DE LOS PARRALES


Por todos es sabido que el agua es bebida necesaria e imprescindible para el cuerpo humano. Pero si hay un rey de la bebida, ese es, sin duda, el vino, que ha sido adorado y cantado por grandes poetas a lo largo de la historia.
Se ha escrito, se escribe y seguirá, "in saecula saeculorum", escribiéndose de él.
El griego Hipócrates realizó una investigación muy profunda usando el vino para las fiebres. Los médicos griegos recetaban varios tipos de vino usándolos como analgésico, diurético, digestivo… Todos conocemos el relato bíblico de la Bodas de Caná de Galilea, de la conversión del agua en vino y del generoso gesto de dejar el vino bueno para el final.

A modo de canto humorístico, el conjunto musical “Mester de Juglaría” canta un romance tradicional titulado “La voz del vino”: se trata de una alabanza a esta inigualable bebida... Una de sus estrofas dice así:
“Si el agua confortis piscis
y el vino chirivitatis,
no entra el agua en corpus meus
porque cria gusarapis”
En las fiestas de cualquier pueblo de España se tararean loas al vino como las siguientes:
- “El vino que vende Asunción…”
- “Cuando yo me muera…”
- “Beber, beber es un gran placer…”
Manolo Escobar, después de perder el carro, también “se subió al carro” con su copla: “Viva el vino y las Mujeres”…
Y seguro que los que me leéis conoceréis muchas más.
Mi amigo el tío Eugenio, al que hice referencia en la entrada “Unos abuelitos muy majos” y con el que coincidí muchas veces a la hora tomar el bocata (con el correspondiente vino), ponderaba mucho el licor de su bodega diciendo (y no se equivocaba) que con su vino se “podía celebrar misa”. De él oí por primera vez un refrán que decía:
“Para el catarro, el jarro;
para el reumatismo, con lo mismo
y para el remedio de todos los males,
el agua de los parrales”.

17 comentarios:

Antorelo dijo...

El poeta Nicanor Parra también escribió las "Coplas del vino".
Del vino, nunca se condena su uso, sino su abuso.
Saludos

Chelo dijo...

Aunque soy mas de cerveza, nunca digo que no a una copita de vino con los amigos. Un beso

Abuela Ciber dijo...

Que rica

....el agua de los parrales....

Por acá tomo el vino de variedad uvas Tannat, que es de gran concentracion de antioxidantes para las personas.

Pero te dire que me encnata una cervecita bien fríaaaaa.

Cariños y buen fin de semana

mariarosa dijo...

En mi tierra también se le canta al vino, te dejo una estrofa de una de las canciones más conocidas sobre el tema:

"Si el vino viene viene la vida:
vengo a tu viña, tierra querida.
Quisiera dejar mis huesos
bajo cielo mendocino
que mi sangre y mis cenizas
vuelvan camino del vino."

El autor es Horacio Guarani y la canción se llama;VOLVER EN VINO.

Me gustó la entrada de hoy, te deseo una buena semana.

mariarosa

Felipe Tajafuerte dijo...

Me gusta la cerveza, pero el vino...ES EL VINO.
Entroncando con el mester de clerecía: El agua cría ranas y sapos, pudre la madera y oxida el hierro. ¡¡No puede ser buena!!
Un saludo

Zamarat dijo...

Jajaja!! Me han encantado las coplas del mester de juglaría!!
Manrique, has elegido un gran tema de "conversación" ; ¿quién no puede decir algo sobre el vino?
Enhorabuena por esta entrada. Un abrazo!

“El primer vaso corresponde a la sed; el segundo, a la alegría; el tercero, al placer; el cuarto, a la insensatez” (Apuleyo)

Loli y Mari Carmen Polo dijo...

Sin duda el vino tiene sus encantos (y por eso tanto y tanto se le ha cantado) pero a mi nunca me ha gustado. En realidad no me gusta ninguna bebida alcohólica. Lo que tomo, cuando salgo, es agua, zumos o bebidas refrescantes.

Un abrazo :)

Mari Carmen

ADELFA MARTIN dijo...

estoy por creer, que los males que cura el vino, nacen mas bien del buen humor y la alegrìa que produce...ademàs del placer de compartirlo, porque tomarlo solo, pareciera que no tiene tanta gracia.

Saludos

Allek dijo...

Que tal..! después de un tiempo de ausencia paso a saludarte!
te dejo un fuerte abrazo!

Marga dijo...

Muy bueno Manrique!!!!
A mi también me gusta con una buena comida, acompañarla con una copita de un buen vino y sobre todo un
buen Tinto!
Que buenos Tintos hay por muchas tierras pero ante todo de España.

Me alegra mucho, leerte.
Un beso y un Gran y Fuerte ABRAZO!!.

Tracy dijo...

Me he topado con tu blog por casualidad y me ha interesado los posts que he leido, así es que te sigo para continuar leyéndote.

Raquel dijo...

Hola Manrique, personalmente mas que el sabor del vino me gusta el olor de las bodegas,solo bebo vino en momentos especiales por lo tanto no se apreciar su calidad, cuando me dicen que es un buen vino yo lo encuentro demasiado fuerte (por ejemplo) y cuando me dan uno barato pienso que es bueno, ya ni siquiera puedo disfrutar de una taza de cafe, cuando paso por algun lugar que huele a un buen cafe me pongo un poco triste, pero como el otro dijo "Nos queda Paris" yo digo "me queda el té".Buen dia

OZNA-OZNA dijo...

esta asturiana sin esperar ser molestia se queda de tu seguidora, por traerme bellos recuerdos de mi padre cuando me decia que un vasin de vino en la comida era muy bueno para la salud, un besin muy grande, bueno ... pero el a veces bebía más de uno jijijijiji.

Escritos en tu nombre dijo...

El vino siempre es motivo de alegrí, sólo que a veces los hombres y mujeres abusan de el y no saben hubicarse en su papel.

Muy buen post.

Rosa e Isabel

Carmen Troncoso dijo...

Poderoso señor es el vino... Y si no toma vino a que vino? Un abrazo desde Chile,

Marina-Emer dijo...

precioso post del agua de los parrales ...pero uno luego puede coger una mona ...y no lo digo por ti ni por mi ...pero es una estampa preciosa la copa y las uvas...
gracias por no dejar nunca de visitarme y ya ves que enseguida vengo yo a verte.
besos
Marina

Abuela Ciber dijo...

Gracias por tu visita.
Recibe mi cariño